La palabra incienso procede del latín cuyo significado es encender o iluminar, cuando se prende la llama de estas varillas de incienso emiten un humo aromático suave y natural que proporciona un estado de tranquilidad y relajación. Estas varillas se utilizan para aromatizar y concebir buenas vibraciones, además de servir para crear ambientes que armonizan el entorno aportando una estancia más adecuada para la realización de actividades como la meditación y el contacto con lo místico.

Los beneficios de el incienso son:

-Aromatizar el ambiente que se desee.
-Ayuda a equilibrar las emociones mejorando el estado de ánimo.
-Mejora los estados de ansiedad.
-Limpia y refresca el ambiente y las malas energías.
-Proporciona un ambiente cálido y confortable.